Geomembranas: Materiales al servicio del medio ambiente.

La naturaleza nos provee de polímeros naturales como la seda o la celulosa, las cuales son usadas para diferentes productos y servicios. El ser humano, por otro lado, produce de forma artificial los geosintéticos a partir del refinamiento del petróleo, siendo uno de los geosintéticos más comunes la geomembrana.

Las geomembranas son láminas geosintéticas que se utilizan para la contención de líquidos en procesos mineros, medioambientales y agrícolas. Una de sus mayores características, es  su resistencia mecánica, impermeabilidad y durabilidad en el medio ambiente.

La elección de una geomembrana adecuada para el proyecto dependerá de la información recabada sobre la utilidad que se le dará, tomando en cuenta superficie y tipo de fluido a trabajar, entre otras. Luego de ello, hay que tomar en cuenta las cualidades de la geomembrana como durabilidad, flexibilidad, comportamiento químico y desempeño mecánico, celdas, sellado y encapsulado de rellenos sanitarios.

En este último punto, nuestra responsabilidad con el medio ambiente se hace presente, en el desarrollo de una geomembrana capaz de impermeabilizar las celdas. Esto protege los mantos del subsuelo de la contaminación proveniente de la lixiviación que genera basura. Además, La fabricación de nuestras geomembranas es de resina virgen con adición de humo negro. El objetivo de esto, es la construcción de diferentes reservorios y protección ambiental. 

Dentro de los usos  de las geomembranas, podemos encontrar:

  • Patios de lixiviación, piletas de solución rica, pobre y tormentas, en minería.
  • Sellado de estructuras de túneles, pasos inferiores vehiculares o peatonales.
  • Represas para líquidos contaminantes a la tierra.
  • Plantas de tratamiento de aguas residuales.
  • Presas y embalses de agua.
  • Lagunas y lagos artificiales.
  • Depósitos de agua.
  • Canales, estanques y lagos artificiales en campos de golf.
  • Cubiertas flotantes.
  • Lagunas o estanques de evaporación.
  • Lagunas de sedimentos industriales.
  • Lagunas colectoras.
  • Lagos y estanques decorativos.
  • Revestimientos para pozos de aguas desbordadas.
  • Estanques o diques para contención química secundaria.
  • Contención y confinamiento de desechos industriales y residuos peligrosos.
  • Cisternas para vivienda o industria.
  • Sellado de taludes.
  • Protección a la corrosión de estructuras de concreto.
  • Encapsulado temporal o final de vertederos.
  • Áreas de manipulación de productos petroquímicos.
  • Embalses para recolección de agua pluvial.
  • Estanques o lagunas de criaderos de peces.
  • Canales de riego forrados.
  • Contención de desechos animales.
  • Ollas de captación de agua pluvial.
  • Canales de irrigación agrícola y ganadera.
  • Biodigestores.

En Krah, tenemos diferentes tipos de geomembranas a tu disposición y puedes encontrar sus características, seleccionando cada una de ellas:

Canal de Denuncias

Contáctanos

WhatsApp Llamar